Ya es oficial: el tercer trimestre no podrá bajar la nota del alumno en Andalucía

Educación ya ha hecho oficiales las reglas para evaluar a los alumnos en este curso alterado por la crisis del coronavirus. Así, según una normativa que ha publicado este viernes, los docentes podrán adaptar los contenidos del tercer trimestre «a las necesidades y circunstancias de sus alumnos, de tal manera que podrán avanzar materia o dedicar este periodo a reforzar o recuperar el trabajo desarrollado en la parte del curso que ha tenido lugar de forma presencial».

Además, señala el documento al que ha tenido acceso ABC, «la evaluación final del curso tendrá en cuenta sobre todo los dos primeros trimestres, dado su carácter presencial, mientras que el trabajo llevado a cabo en el tercero, por las circunstancias diferentes del alumnado a la hora de afrontar el proceso de enseñanza aprendizaje, servirá para aportar un valor añadido», como ya adelantó este periódico. El tercer trimestre servirá solo para subir nota o mantenerla, no para empeorar la calificación global del curso. Así, la instrucción establece que «se primará el repaso y la recuperación sobre los trabajado en los dos primeros trimestres del curso». 

Por otro lado, «con el objetivo de que los docentes puedan centrar sus esfuerzos en la atención al alumnado», las instrucciones plantean,«con las garantías suficientes», que «la adaptación del final de curso a las circunstancias no conlleve más carga burocrática para los centros ni para la inspección educativa». Esta era una petición que se ha incorporado después de la protesta de los docentes, que habían señalado la sobrecarga administrativa que les suponía la situación de la docencia con el coronavirus.

Hasta junio

Además, el curso escolar, como ya había avisado Educación, se mantiene como estaba previsto hasta junio, sin extensiones ni prórrogas. «En cualquier caso, se flexibilizará la finalización del régimen ordinario del segundo curso de Bachillerato», de modo que esos alumnos, que solían acabar antes, den clase hasta el 16 de junio para preparar la Selectividad, que se ha retrasado a los primeros días de julio. 

Como principios generales, la instrucción de la Consejería de Educación y Deporte establece que en lo que resta de curso se intentará «paliar la desigualdad que pudiera haber provocado la existencia de una brecha digital». En este sentido, la consejería que dirige Javier Imbroda ya ha repartido 6.500 tablets entre el alumnado más desfavorecido.

Fuente: ABC

Sevillanía Redacción

Next Post

Educación adapta el final del curso a la situación excepcional y garantiza la seguridad jurídica

Vie Abr 24 , 2020
La Consejería de Educación y Deporte ha enviado unas instrucciones para adaptar el final del curso 2019-20 a la situación excepcional provocada por el cierre de los centros educativos a partir de la declaración del estado de alarma por el Covid-19, incorporando las consideraciones más relevantes y repetidas que han aportado los representantes de la comunidad educativa, […]

Categorías